juliA través de un extenso vídeo en su cuenta de Facebook, el cantante negó que los hermanos Germán y Domingo Chávez de Monterrey, Nuevo León en México, sean dueños de su nombre y los retó a negociar con seriedad el contrato que aparentemente aún tienen pendiente.

“Germán Chávez, Domingo Chávez se han enfocado y me han tachado de ser una persona irresponsable, una persona sin palabra, un niño caprichoso como ellos lo han manejado también, incumplido, y realmente las cosas no son así”, comentó el intérprete desde su hogar en Chiapas. “Tanta seguridad tengo y tanta confianza tengo en decirles que soy una persona con valores, una persona leal, muy trabajadora y que lo que tengo, lo poco, lo mucho y lo que me he ganado a mis 33 años de vida, a mis 9 años de carrera, jamás había sido tachado de esta manera y creo que tengo el derecho de poder salir, dar cara y defenderme de estas acusaciones”.

El intérprete aseguró ser el dueño legítimo del nombre artístico Julión Alvarez y su Norteño Banda, mismo que cuenta recuperó de las manos de los hermanos Chávez, tras haber sido despojado de él hace unos años, y explicó con lujo de detalles la relación laboral poco fructífera con los empresarios.

También confirmó que ha cumplido con su parte del acuerdo con los empresarios que le exigen presentarse en Monterrey, México, a quienes pagó un mínimo del 10 por ciento de sus ganancias, aún sin que éstos hayan cumplido con el trabajo de promoción prometido.
Además negó haber recibido la demanda que los hermanos Chávez aparentemente presentaron.