Seleccionar página
Más de 50 millones ya votaron en EEUU

Más de 50 millones ya votaron en EEUU

Más de 50.3 millones de estadounidenses han depositado ya su voto por anticipado a las elecciones presidenciales del próximo 3 de noviembre, una cifra que supera ya a la de 2016, con once días de plazo todavía por delante, según las estimaciones de la web US Elections Project.

Frente al total de 47 millones de personas que depositaron hace cuatro años su papeleta en el periodo inmediatamente anterior a la gran jornada electoral, la mayor asistencia preliminar en estos comicios refleja el enorme interés que han suscitado entre la población, dividida entre el presidente del país, Donald Trump, y el candidato demócrata, y ahora mismo favorito en las encuestas, el exvicepresidente Joe Biden.

Caso especial es el que está ocurriendo en Texas, que está liderando la votación anticipada entre los menores de 30 años a nivel nacional, según datos de la Universidad de Tufts. El estado lidera la asistencia anticipada a nivel nacional, con 6.3 millones de votos, por delante de California (5.8 millones de votos), según Elections Project.

Como se esperaba, el análisis de la web confirma que la mayor parte de los votantes anticipados, 50.6 por ciento, están registrados en el Partido Demócrata. Los republicanos, por contra y según su tradición electoral, son mucho más proclives a depositar sus papeletas el día de los comicios.

Así pues, el análisis de la página hace hincapié que el porcentaje de votantes anticipados no invita a hacer pronósticos sobre el resultado final de los comicios y remite a las encuestas nacionales de intención de voto. La media de sondeos realizada por la web Real Clear Politics otorga a Biden 7.9 puntos porcentuales de ventaja sobre Trump.

De los más de 50 millones de votantes por anticipado, 35 millones se han decantado por la opción del voto por correo, aspecto profundamente cuestionado por el presidente Trump, quien lleva semanas alertando de que este mecanismo es susceptible de fraude. Hasta ahora ninguna autoridad electoral ni tribunal ha respaldado esta denuncia.

———

©2020 Deutsche Presse-Agentur GmbH (Hamburg, Germany)

EE.UU. supera los 8,69 millones de casos de covid-19

EE.UU. supera los 8,69 millones de casos de covid-19

Washington, 26 oct (EFE).- Estados Unidos alcanzó este lunes la cifra de 8.697.710 casos confirmados del coronavirus SARS-CoV-2 y la de 225.676 fallecidos por la enfermedad de la covid-19, de acuerdo con el recuento independiente de la Universidad Johns Hopkins.

Este balance a las 20.00 hora local (00.00 GMT del martes) es de 64.536 contagios más que el domingo y de 461 nuevas muertes.

Pese a que Nueva York ya no es el estado con un mayor número de contagios, sí sigue como el más golpeado en cuanto a muertos en Estados Unidos con 33.424. Tan solo en la ciudad de Nueva York han muerto 23.969 personas.

A Nueva York le siguen en número de fallecidos Texas (17.975), California (17.385), Florida (16.449) y Nueva Jersey (16.292).

Otros estados con un gran número de muertos son Massachusetts (9.881), Illinois (9.792), Pensilvania (8.659), Georgia (7.827) o Michigan (7.552).

En cuanto a contagios, California suma 909.961, le sigue Texas con 898.056, tercero es Florida con 782.013 y Nueva York es cuarto con 496.655.

El balance provisional de fallecidos -225.676- supera con creces la cota más baja de las estimaciones iniciales de la Casa Blanca, que proyectó en el mejor de los casos entre 100.000 y 240.000 muertes a causa de la pandemia.

El presidente estadounidense, Donald Trump, rebajó esas estimaciones y se mostró confiado en que la cifra final estaría más bien entre los 50.000 y 60.000 fallecidos, aunque luego auguró hasta 110.000 muertos, un número que también se ha superado.

Por su parte, el Instituto de Métricas y Evaluaciones de Salud (IHME) de la Universidad de Washington, en cuyos modelos de predicción de la evolución de la pandemia se fija a menudo la Casa Blanca, calcula que para final de año Estados Unidos llegará a los 315.000 fallecidos y para el 1 de febrero a los 385.000.

(c) Agencia EFE

La pandemia deja en Estados Unidos casi 300,000 muertes más de lo esperado en un año normal

La pandemia deja en Estados Unidos casi 300,000 muertes más de lo esperado en un año normal

Desde el inicio de la pandemia de coronavirus, Estados Unidos tiene 300,000 muertes más de las que tendría en un año normal, reveló un nuevo reporte del Gobierno publicado el martes.

Los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) han rastreado cuántas muertes se han reportado y han comparado con los conteos de años previos.

Por lo general, entre el inicio de febrero y finales de septiembre se registran alrededor de 1.9 millones de decesos. Pero este año, la cifra es más cercana a los 2.2 millones, lo que significa un incremento del 14.5%.

Los CDC aseguran que cerca de dos terceras partes de los decesos adicionales se deben al coronavirus. Funcionarios de la agencia señalan que es posible que el virus también haya sido un factor que contribuyó en muchos otros fallecimientos. Por ejemplo, una persona con síntomas de infarto cardíaco pudo haber dudado en ir a un hospital en el que se atendía a pacientes de COVID-19.

Las personas mayores, de entre 75 y 84 años, representan el mayor segmento de muertes adicionales, con unas 95,000. La cifra es 21.5% mayor a la de un año normal.

Pero el mayor incremento relativo, de 26.5%, fue en personas de entre 25 y 44 años. Los fallecimientos entre menores de 25 años se redujeron ligeramente.

Y, como ya lo habían advertido expertos, el mayor incremento en los decesos, de 54%, es entre los latinos

El informe llega a menos de dos semanas de las elecciones. El manejo de la pandemia por parte del presidente, Donald Trump, se ha convertido en uno de los temas principales durante las campañas, cuando el país supera las 220,000 muertes por COVID-19.

 Trump ha minimizado el impacto del virus, a pesar de que el coronavirus es la tercera causa de mortalidad en los Estados Unidos este año, detrás de las enfermedades cardíacas y el cáncer.

Desde el inicio de la pandemia se hizo evidente que los latinos y afroamericanos eran los más expuestos a morir de la enfermedad debido a la inequidad en el acceso a la salud y la prevalencia de comorbilidades.

Otro estudio de los CDC ya había advertido que, entre mayo y agosto, la muerte por COVID-19 de personas latinas y afroamericanas en Estados Unido fue desproporcionada en comparación con el resto de la población.

De 114,411 muertes relacionadas con el coronavirus, registradas ante el Sistema Nacional de Estadísticas Vitales, el 25% fueron de latinos y el 19% de personas afroamericanas, de acuerdo con dicho estudio de los CDC, pese a que estas minorías solo representan el 18 y 13% de la población, respectivamente.

El estudio advierte que el virus se propaga más rápido en hogares multigeneracionales y multifamiliares; en trabajos donde las labores deben ser presenciales, así como entre personas que enfrentan discriminación y acceso limitado a la salud.

Con información de AP y The Washington Post.

Playas abarrotadas y fiestas masivas: así se celebra el Labor Day en plena pandemia

Playas abarrotadas y fiestas masivas: así se celebra el Labor Day en plena pandemia

Este fin de semana festivo por el Labor Day no es como los otros. La pandemia de coronavirus, que ha provocado más de 6.2 millones de contagios y más de 189,000 muertes, pone al país en una encrucijada: ¿Cómo pasarla bien y protegerse?

El doctor Anthony Fauci, epidemiólogo de la Casa Blanca, advirtió de la necesidad de celebrar de manera responsable. Es decir: seguir usando la mascarilla y evitar las grandes aglomeraciones. Sobre todo cuando un modelo predijo hace unos días que el número de muertes en el país puede superar 400,000 antes de que acabe el año. Pero muchas personas están haciendo caso omiso a estas advertencias.

Aquí un recuento de lo que ha pasado este fin de semana feriado:

  • California

Asfixiada por una fuerte ola de calor, en California muchas personas están abarrotando las playas y montañas en busca de frescura. El estado alcanzó temperaturas de hasta tres dígitos, así como temperatura récord de 125 en el Valle de la Muerte

En la Huntington Beach, las playas estaban abarrotadas el sábado

Las playas de San Diego, Orange y el condado de Los Ángeles se llenaron tanto, que muchos estacionamientos tuvieron que cerrar para evitar más aglomeraciones.

“Las playas estás llenas de punta a punta”, aseguró el Capitán de los Salvavidas del condado de Orange, Brad Herzog.

En el este de Los Ángeles, los campamentos del Bosque Nacional de San Bernardino también estaban llenos.

  • Florida

En la playa de Clearwater, Florida, también se vieron muchas sombrillas cubriendo a las familias del sol.

Algunas personas respetaban la distancia recomendada por las autoridades de 6 pies pero otras no llevaban ni mascarilla.

  • Georgia

En Georgia, las playas de la Isla Tybee estaban abarrotadas este sábado, según informó WTOC, y en Atlanta hay varias fiestas programadas para este fin de semana, incluyendo “La fiesta más grande del fin de semana del Día del Trabajo”, así como una fiesta en la azotea este domingo.

  •  Carolina del Sur

Las imágenes que llegan de la playa Myrtle, en Carolina del Sur, se repite una escena similar: sombrillas alineadas una junto a la otra, sin respetar la distancia mínima.

  • Pennsylvania

El parque de diversiones Kennywood tendrá el fin de semana más ocupado de la temporada, según informó KDKA. “El sábado y el domingo se perfilan como los días más ocupados”, dijo el portavoz de Kennywood Nick Paradise. “Así que si alguien está pensando en salir, si pueden, yo miraría ahora mismo el lunes parece ser el mejor día para tener la menor espera”.

Kennywood tiene una lista completa de eventos para este fin de semana. El sábado es el Día de Italia, el domingo es el Día de las personas mayores con un descuento para los ancianos. El último día de visita es el Día del Trabajo.

Con información de AP, CNN, KDKA y WTOC.

Ya está el protocolo para lanzar dos tipos de vacunas en pocas semanas

Ya está el protocolo para lanzar dos tipos de vacunas en pocas semanas

En los documentos de planeación enviados la semana pasada a las agencias de salud pública en todo Estados Unidos, los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC, por su sigla en inglés), describieron cómo se están preparando para dos vacunas contra el coronavirus a las que se refieren simplemente como vacuna A y B.

Los detalles técnicos de estas, incluyendo el lapso que debe haber entre la administración de las dosis y su temperatura de almacenamiento, coinciden con las dos vacunas que están más avanzadas en el proceso de ensayos clínicos en Estados Unidos, fabricadas por los laboratorios Moderna y Pfizer.

A continuación,  lo que debes saber sobre el funcionamiento de las vacunas, cómo se hacen las pruebas y cómo se van a distribuir en la población, en caso, solo en caso, de que se demuestre que funcionan.

¿Cómo actúan estas vacunas?

Las vacunas pueden estar hechas de distintas maneras. Actualmente, las más utilizadas contienen virus desactivados, virus vivos debilitados o fragmentos de proteínas.

Moderna y Pfizer están probando un nuevo tipo de vacuna que nunca antes había sido aprobada para su uso en humanos. Esta vacuna contiene moléculas genéticas llamadas ARN mensajero. El ARN mensajero se inyecta en las células del músculo, que lo interpretan como si se tratara de las instrucciones para formar una proteína (una proteína que se encuentra en la superficie del coronavirus).

Si todo sale bien, las proteínas estimulan el sistema inmunitario y generan una protección prolongada contra el virus.

¿Quién se vacunará primero?

En los documentos enviados a las agencias de salud pública, los CDC señalaron que determinados grupos tendrían prioridad, comenzando con los trabajadores de la salud, trabajadores esenciales (como los policías o quienes trabajan en industrias fundamentales como la producción de alimentos), las “poblaciones de seguridad nacional” y los trabajadores y residentes de instalaciones de cuidados a largo plazo como los asilos para ancianos.

Esos grupos prioritarios están compuestos de millones de personas. En una reunión de la semana pasada del Comité Asesor sobre Prácticas de Inmunización de los CDC, un funcionario de la agencia presentó una diapositiva que muestra que en Estados Unidos hay entre diecisiete y veinte millones de trabajadores de la salud, de 60 a 80 millones de trabajadores esenciales y aproximadamente 53 millones de personas mayores de 65 años.

El miércoles, las Academias Nacionales de Ciencias, Ingeniería y Medicina dieron a conocer un plan de 114 páginas, patrocinado por los CDC y los Institutos Nacionales de Salud, que proponía un complicado sistema de cuatro fases que deberán ser prioritarias.

c.2020 The New York Times Company